viernes, 20 de febrero de 2009

4. Nervios

Esta bien, es hora de seguir con ésta mierda xD

Gana por goleada la opción "a)" : mandarla a tomar por culo.

Esta bien, no os enteraréis de lo que tiene que contarle esta mujer... habrá consecuencias... (aunque más bien me habéis salvado el culo xD, no tengo ni idea de lo que podría haberme inventado que dijera, y a la vez, fuera lo suficientemente interesante para la historia... es lo que tiene improvisar)

Sigamos con la historia.

------------------------------------------------------------------------------------------------------

18:17 p.m.

"¿Cómo te has atrevido a volver a aquí?" Digo.

Por mi cabeza pasaron todas las cenas, los polvos, las dudas, las impotencias... todos los momentos que había vivido con aquella mujer, hasta el momento en el que recordé lo muy zorra que había sido.

Yo era una persona sensible, insegura..., ella fuerte y locuaz. Fue la pieza que encajaba en mi mundo. Ella hizo que dejara de cojear. Su labia, el resto. Me hizo ver el mundo con otros ojos, hizo que dejara de tener miedo, todo eso que estoy consiguiendo ahora de nuevo... pero aquella vez fue usado y manipulado, dejándome peor que estaba, sin ganas de nada y empleando la palabra "mierda" en todas y cada una de las frases que salían de mi boca.

Le había dado mi alma, abierto mi corazón, ayudado en todo... y yo solo había sido un capricho más. Su naturaleza desinhibida creó el caos entre nosotros, hasta que la descubrí con otro. Solo se dignó a decir que yo le había aburrido.

Me amargué y los dejé en paz, por no acabar con mi vida...

No teníamos nada, de lo que hablar...

"¡FUERA DE AQUÍ, PUTA!"
"Espera, solo..."
"¡No tenemos nada de lo que hablar, dejaste muy bien claro lo mucho que te importaba! ¡No sé como tienes la poca vergüenza de presentarte aquí!"
"Es que no sabes lo que pasa..."
"¡Ni quiero saberlo, tu lengua de serpiente no me hará más daño! ¡FUERA TE HE DICHO!"

Es pequeña y manejable, me acerco a ella y la empujo hacia la salida.

"¡Largo, y déjame en paz!"

Pego un portazo.

Oigo golpes tras la puerta, me apoyo en ella y me deslizo hasta el suelo. Siento indiferencia. La odiaba... sin embargo por mucho que me doliera reconocerlo, aun sentía amor. Yo era así de idiota. Comienzo a llorar.

Los golpes cesan. Se ha marchado.

Me pongo en pie como puedo, han pasado varios minutos. Necesito evadir este mundo. Me duermo en la cama, con la ropa puesta.

Al día siguiente, en el trabajo, siento la necesidad de desahogarme. Lo hago con Sophie. Le cuento lo ocurrido. Ella me calma y tranquiliza. Necesitaba una persona así en éstos momentos. Alguien en quién apoyarme... como amigo. Ella, creo que me empezaba a ver como otra cosa.

Cada día estábamos más juntos. Salíamos a menudo a despejarnos, nos contábamos nuestras cosas, forjamos una bonita amistad.

Sencilla, amable, fiel, buena... era un cacho pan... pero mi corazón no reaccionaba. Yo la seguía viendo como una amiga, mi mejor amiga.

Esta noche me ha invitado a su casa, a ver una peli en su "home cinema", me temo lo peor. Si se crea una situación embarazosa, no sé como voy a reaccionar. Ella parece más lanzada que yo y ahí mi temor.

Mi principal objetivo es serenarme, así que voy a dejar de pensar en lo que pueda o no, pasar. Esto al menos me relajará y podré actuar con más naturalidad.

Cuando llega la hora de partir para su casa, me entran los nervios. Han pasado varios meses desde que la conocí, y tenemos mucha confianza y demás, pero en éstos instantes parece que voy al matadero. Me sudan las manos, tengo calores y no puedo estarme quieto.

Me monto en mi coche y me preparo para salir. Una moto a toda hostia, me pasa casi rozando el morro de mi coche, mientras estoy saliendo del aparcamiento. "¡Hijo puta el niñato!" Le maldigo y añado "¡Ojalá, se pegue un piñazo!". Odio a esos zagales drogaos que se creen que por tener un cacho moto son los amos.

Cuando llego a la calle donde vive Sophie, le doy un toque a su móvil. Me sale a la puerta.

Aparco donde puedo.

Nos saludamos y subimos a su casa. ¡Un loft!

"¡Joder, vaya como te lo montas! ¿No?" Digo sorprendido.
"¡Ja,ja! Bueno, pude pillarme ésto, gracias a mis queridos padres..."

Me encuentro en una gran habitación sin muros divisorios, con unas grandes ventanas y algunas columnas repartidas por el centro. El mobiliario era muy vanguardista y con un uso del color exquisito. Tan solo hay una habitación con una puerta, en la que se lee: W.C. La luz era tenue y en el ambiente divagaba a sus anchas, un rico olor a incienso de limón.

"¿Comiste ya, aun me quedan trozos de pizza?"
"¡Ja, ja! Si ya cené... ¡jaja! ¿Pizza? Menuda cocinera estas hecha" Ironizo.
"¡Ja, ja! ¡Jooo! Ya sabes que la cocina no es mi fuerte...

Después de reírnos un poco, me invita a sentarme.

"Bueno como todo esto de la peli a sido improvisado, no tengo muchas cosas en la nevera, ¿te apetece una cerveza?"
"Sí, ¿por qué no?" Suelto.

Después de varios minutos, comenzamos la sesión cinéfila. Se había bajado una película de estreno por el "emule". Pero básicamente no me enteré de nada. No paramos de hablar, hacer tonterías o levantarnos a mear.

Una cerveza pasó a dos, luego a tres y hasta cuatro.

"...nunca había conocido a alguien, que hablara tanto como yo, mientras ve una película..." Solté en un silencio, con intención de recibir una risa.

Ella me dedica la sonrisa.

"Y yo nunca había conocido a alguien... tan atractivo a la luz de la luna"
"¡Ja, Ja! ¿Estas borracha? Yo soy un feto..."
"No, no lo eres..."

Se crea un silencio incómodo, ella me mira y yo intento evitarla. Sin embargo me da un leve beso en la boca. Se vuelve a separar de mí. El silencio aun es más amenazador...

Ella espera una respuesta, ansiosa. Yo no sé que hacer.

El alcohol me tiene un poco suelto, sin embargo aun controlo mis actos.

"Lo siento... pensé... que tal vez..."

Sin tiempo a pensar y sin dejarla terminar la frase, actúo cual animal en celo. Le como la boca. Ella se deja llevar, lo estaba deseando.

Nos tumbamos en el sofá, el mando de la tele se cae al suelo, la película nos arropa con su música de los créditos. Ahora toda ligereza es quitarnos la ropa. Jadeamos. Nos besamos.

Estoy encima de ella, la aprisiono contra el sofá, me siento excitado, tengo la necesidad de comerle su sexo. Ella no puede evitar gemir cuando siente mi lengua.

Intentamos cambiarnos de postura, nos caemos al suelo. Nos reímos. Su mirada me dice que ahora es su turno.

Hacia tiempo que no sentía una buena mamada. Sus labios eran una máquina, al igual que su lengua. Me tiene a punto...

Me levanto, la levanto, la apoyo contra uno de los grandes ventanales. La noche se ve oscura ahí fuera...

¡Dios lo había olvidado! Es maravilloso sentirme dentro de ella...

Cuando me doy cuenta, me despierto a su lado. Ya es de día.

¿Qué he hecho? A sido solo un polvo...

"Hola..." Me dice mientras bosteza con una sonrisa.

La conciencia me come...

¿QUE ES LO SIGUIENTE QUE HAGO?

a) Tratar de dejar claro que lo de anoche fue solo un polvo, que no quiero nada con ella. Herirla seguramente...

b) Mentir, seguirle el juego y dejarle claro, que lo de anoche fue el comienzo de algo más.

6 comentarios:

** Iria Kibou ** dijo...

Como te conozco seguramente mejor que ninguno de los que pasan por aqui, se de sobra lo que harias tú en esa situacion y creo que esta muy claro que el protagonista está basado en ti XDDD... asi que, escojo la opcion A, le es sincero, con todas sus consecuencias... creo recordar haberme visto en una situacion altamente parecida (pero sin sexo) y la sinceridad floreció XDDD duele, pero se agradece mucho, más cuando quieres de verdad a esa persona.

Si Sophie es una mujer madura y de buen corazón, agradecerá la sinceridad del protagonista ^^

Un besote fuerte, buenas noches ^^ (son las 1.43 de la madrugada)

Coneco dijo...

mmmm... me parece de muy mala gente la opcion A, no se, que le ga que estaban borrachos y no sabe bien lo que paso y necesita tiempo para aclararlo, ...
y la B, tampoco me cuadra, no lo veo tan mal tipo como para mandarle tal mentira....

no puse der mi sugerencia una tercera opcion C?... jejeje....

Y no te quejes de la historia, pobrecita, ella no queria ser crada, pero vos la escribiste de todos modos, as que hacete responsable, padre desnaturalizado!!

Saludo!!

Coneco dijo...

mmmm .. malo!!!...¬_¬... entonces, la a, asi sofi lo manda a cultivar rabanitosa la luna....

(y que despues le cuesre los testiculos volver con ella...muajajjajaja)

Ánima-en-Fuga dijo...

Esto es trampa, ni el prota sabe lo que quiere, cómo voy a saber yo cómo va a reaccionar. Si no lo tiene claro debería haber una opción C xDD. De todos modos más vale que se desdiga con la A (sophie siempre se llevaría una alegría con el cambio de opinión) que con la B... así que voy a ser cabrona y voy a votar por la B. ^^

PD: a mí me ha pasado y no me ha echo ninguna gracia , a ver cómo se desenvuelve Paco Pepe xDD

salu2! (Y perdón por el retraso)

Ánima-en-Fuga dijo...

Por cierto, en esta entrada has conseguido que se me hiciera corto ^^ te felicito, vas mejorando.

Kiüs dijo...

Si...sexo, sexo... xDD

Me ha encantado eso de "tengo la necesidad de comerle su sexo" xD Parece mentira que tú escribas bien y todo a veces ;)

Bueno, al grano, al a) sin duda. El mozalbete este(que, como ya ha dicho alguien por aquí, está basado en ti)se parece a mí(lo cual me preocupa porque eso implica que nos parecemos :S:S): es un solitario, pero el sexo mola más con dos que con uno, además, visto lo visto, lo que menos falta le hace ahora es una novia...Sólo espero que el tomar esa decisión no implique la pérdida de Sophie como amiga, porque un buen amigo sí que lo necesita...

En fin, a ver qué pasa :)

PD:Felicidades, tú xD